Iniciar sesión

Blog

Consejos y Noticias
Test de la Laika Kreos 5010

Test de la Laika Kreos 5010

Está bien aislada y puede manejar una noche de cero grados con tan sólo un kilovatio. Sin contar con demasiado apoyo del gas mantiene nuestra semiintegral Laika Kreos 5010 calor uniformemente repartido. El punto es la calefacción Alde, muchos convectores extras y doble suelo con soluciones inteligentes. La misión es clara: Testear la fabricada en Italia Laika en clima de invierno. En los últimos años hemos tomado nota de los esfuerzos de la compañía en desarrollar vehículos que puedan manejar el frío.

Husbil & Husvagn (Autocaravanas y caravanas) aplica el zoom a la adaptada al invierno Kreos 5010, una autocaravana semiintegral con doble suelo de aproximadamente 7,4 metros. La base es Fiat Ducato con chasis rebajado AMC de Al-Ko Kober.

¿Qué diferencia hay entonces entre esta adaptada al invierno Laika y una autocaravana normal de tres temporadas?

En primer lugar se tiene una solución que llaman Thermo-Tech con muchos convectores adicionales en el sistema calefacción por agua ALDE – en total 17 metros, ubicados por toda la autocaravana. Además de a lo largo de las paredes exteriores hay estos en el doble suelo, en la transición entre la cabina del conductor y el habitáculo y debajo de los asientos en la cabina y en el garaje de la autocaravana. Además están emplazados los depósitos de agua dulce y aguas residuales así como los grifos de drenaje libres de congelación congelación y calentados con su propio “calor de suelo”. El espacio en el doble suelo está rociado con fibra de vidrio, tanto sobre, en la parte inferior como en la superior.

Bien así. Ahora tenemos curiosidad acerca de cómo el vehículo funciona en la práctica.

Buscamos nuestro ejemplar de test en la fábrica al sur de Florencia y conducimos algo más de tres horas a Abetone, una estación de esquí al norte de la región de Toscana. La autocaravana es notoriamente alegre y divertida de conducir. El motor de 157 CV responde bien, lo que es una suerte, pensando en que el viaje va por carreteras estrechas a oscuras. Varias veces giramos a un lado para dejar pasar el tráfico detrás de nosotros. El ágil vehículo arranca rápido también en cuestas relativamente pronunciadas. Un menos (punto negativo) sin embargo para el débil zumbido de la claraboya encima del asiento del conductor, el sonido se escucha ya después de unos pocos kilómetros.

La primera noche de prueba acampamos libre en un aparcamiento cerca de una telesilla. El mercurio se encuentra alrededor del cero y en la autocaravana va el gas ‘a fuego lento’. La segunda noche de prueba fuimos a un camping en el centro de Florencia. Varios vehículos están estacionados alrededor del ‘poste de electricidad’ y somos muchos los que vamos a compartir la electricidad. La cuestión es si la autocaravana de prueba puede aclararse/manejarse con tan sólo un kilovatio?

La calefacción Alde recibe apoyo del gas y rápidamente mantiene la autocaravana Laika una temperatura agradable y uniforme de interior de unos 20 grados. Fuera hace humedad y ‘más menos cero’. Cuando la noche está como más oscura debe el gas apoyar el sistema de calefacción por agua de vez en cuando.

Bueno, hasta ahora bien. Ahora comienza el trabajo de ver el resto de las funciones de la autocaravana. La primera impresión en el interior nos dice que la autocaravana es acogedora, con muchas birguerías de diseño.

Para empezar observamos que el empeine de la entrada no es molestamente alto. Un primer paso y los pies aterrizan sobre una pequeña escalera en plástico negro. No es lo suficientemente grande para una persona de grandes pies en botas de esquí, pero las botas del abajo firmante, de talla 36 obtienen sitio. Un poco más adentro en la autocaravana hay una elevación del nivel del suelo. A unos diez centímetros más arriba se encuentran la cocina y los espacios de zona húmeda y dormitorio. En la puerta del habitáculo hay una ventana rectangular y en la parte del interior un cubo de basura. A la izquierda hay un mango alargado de acero inoxidable pulido. Debajo un gabinete de zapatos menor.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta